Bursatilización; un caso de incompetencia y corrupción

288

Bursatilización; un caso de incompetencia y corrupción.

Jorge Luna

En el año 2008, durante la gestión de Fidel Herrera Beltrán, se materializó uno de los más grandes atracos perpetrados en el Estado de Veracruz hasta ese entonces (después vendría Javier Duarte y lo superaría). Se trata de la bursatilización de los impuestos estatales y las participaciones federales, los cuales se comprometieron hasta por 30 años con la promesa de detonar el desarrollo del Estado y erradicar la pobreza en Veracruz. Algo que nunca ocurrió.

Con este esquema perverso, una red de complicidades y la más rampante corrupción, se endeudó a 199 municipios del Estado, cuyos Cabildos se pronunciaron a favor de la medida y hoy día continúan pagando esa deuda pública.

A través de este esquema de deuda se permitió efectuar descuentos directos a los recursos federales que corresponden a cada municipio, lo que los ha ido empobreciendo sistemáticamente, limitando su capacidad financiera para invertir en obras de infraestructura social y acciones en beneficio de sus comunidades.

Originalmente, el adeudo total de los 199 municipios endeudados equivalía a la cantidad de 1,200 millones de pesos, sin embargo a pesar de que no se ha dejado de pagar desde 2008, actualmente este adeudo asciende a 1,400 millones de pesos, es decir, el adeudo es aún superior al monto original puesto que los intereses que genera el servicio de deuda son por demás exorbitantes.

Hoy, desde Palacio de Gobierno surge lo que podría ser una medida que clarifique el obscuro panorama de muchos municipios que han quedado sin liquidez y que consiste en la reestructuración de la deuda para minimizar los intereses que se generan año con año, sustituyendo el actual esquema por un crédito simple a los municipios endeudados por parte de BANOBRAS, de modo que no esté ligado a las Unidades de Inversión (UDIs) que manejan una sobre tasa elevada, sino a la Tasa de Interés Interbancario de Equilibrio (TIIE).

Sin duda un acierto del Gobernador Cuitláhuac García y todo su equipo técnico de la Secretaría de Finanzas comandado por el Mtro. Luis Lima Franco.

En términos cristianos y para darnos una idea, en Coatepec, de aprobarse, se liberarían recursos anualmente por cantidades que van desde 300 a 400 mil pesos y, al término del adeudo, se habrá liberado una cantidad estimada de 4.8 millones de pesos que podrían disponerse para obras y acciones en beneficio del pueblo.

En este sentido, no existe imposibilidad jurídica, financiera ni política para que esta propuesta sea aprobada por todos los municipios implicados.

No obstante, una gran cantidad de municipios no mantienen solo estos adeudos, sino además otros derivados de pagos a proveedores, contratistas y laudos pendientes a ex trabajadores despedidos injustificadamente, todos ellos resultado de malos gobiernos.

Las malas administraciones suelen traducirse en rezago de infraestructura pública; drenaje, agua potable, pavimentos, carencia de servicios básicos y en pobreza generalizada.

De ahí la importancia de contar con servidores públicos capaces, con conocimientos técnicos para tomar las decisiones correctas, con sensibilidad política para no ser ajeno a las demandas sociales y, sobre todo, con honestidad.

Jorge Ignacio Luna Hernández
Licenciado en Derecho y Maestrando en Administración Pública
Regidor Tercero de Coatepec.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here